¿Pueden, deben, la ética y el derecho detener el avance biotecnológico?

"El genoma humano es patrimonio de la humanidad, y como tal no es patentable" expresa la octava recomendación do la Declaración Bioética do Gijón de 2000, reiterando el criterio de la comunidad científica internacional. En virtud de ello, el articulo se propone examinar la cuestión de la patentabili... Deskribapen osoa

Egile nagusia: Tinant, Eduardo Luis
Formatua: Artikulua
Hizkuntza: Gaztelania
Argitaratua: Asociación Española de Bioética y Ética Médica, AEBI 2003
Gaiak:
Sarrera elektronikoa: http://dialnet.unirioja.es/servlet/oaiart?codigo=860468
Etiketak: Erantsi etiketa bat
Etiketarik gabe, Izan zaitez lehena erregistro honi etiketa jartzen!
Azalaren irudirik gabe QR Kodea
Gorde:
Laburpena: "El genoma humano es patrimonio de la humanidad, y como tal no es patentable" expresa la octava recomendación do la Declaración Bioética do Gijón de 2000, reiterando el criterio de la comunidad científica internacional. En virtud de ello, el articulo se propone examinar la cuestión de la patentabilidad de la vida a la luz de las diversas cosmovisiones antagónicas -que incluyen el pensamiento ecologista-, desde que la extensión de los derechos de propiedad industrial al material genético humano amenaza instrumentalizar al ser humano y desintegrarlo de sus elementos componentes conforme a las exigencias del mercado. De tal modo, se plantea la necesidad de volver a considerar a la dignidad del hombre como un valor superior al de la utilidad económica y de afirmar la primacía del orden ético sobre la técnica y los intereses puramente comerciales, así como de un rol cada vez más activo del derecho. Por esta vía el derecho tiene que operar como una media (promedio) de control social y una medida (proporción adecuada) de cambio social, pudiendo y debiendo intervenir no para detener el desarrollo biotecnológico pero si para orientarlo, regularlo y controlarlo y, llegado el caso, para prohibir determinadas prácticas que sean contrarias a la dignidad humana, las libertades fundamentales y los derechos humanos.