Inseguridad ciudadana, miedo al delito y policía en España

Las encuestas del CIS patrocinadas por el Ministerio del Interior traen a un primer plano de interés el debate sobre inseguridad ciudadana y miedo al delito en España. El presente análisis secundario de los datos proporcionados por alguna edición de dichas encuestas tiene la finalidad de ir más allá... Deskribapen osoa

Egile nagusia: Medina Ariza, Juan José
Formatua: Artikulua
Hizkuntza: Gaztelania
Argitaratua: Universidad de Granada 2003
Gaiak:
Sarrera elektronikoa: http://dialnet.unirioja.es/servlet/oaiart?codigo=716309
Etiketak: Erantsi etiketa bat
Etiketarik gabe, Izan zaitez lehena erregistro honi etiketa jartzen!
Azalaren irudirik gabe QR Kodea
Gorde:
Laburpena: Las encuestas del CIS patrocinadas por el Ministerio del Interior traen a un primer plano de interés el debate sobre inseguridad ciudadana y miedo al delito en España. El presente análisis secundario de los datos proporcionados por alguna edición de dichas encuestas tiene la finalidad de ir más allá de la pura descripción y arrojar luz sobre los factores ecológicos e individuales que inciden en este fenómeno de importantes consecuencias socioeconómicas. Los resultados de nuestro análisis de vías muestran que desorden social, región, victimización directa o indirecta, edad, género, percepción de riesgo, tamaño del hábitat, y autoposicionamiento político son predictores significativos del miedo al delito. Nuestros análisis también sugieren que el denominado Plan Belloch, orientado a incrementar la presencia policial en la calle, no tuvo un notable efecto en la reducción del miedo al delito, aunque pudo haber tenido un ligero efecto en una mejor imagen ciudadana de la policía. Basándo se en estos resultados, el autor sugiere la necesidad de prestar una mejor asistencia a las víctimas del delito, el desarrollo de planes de prevención orientados a mejorar la calidad de vida en los barrios más deteriorados, la adopción de programas policiales específicos para combatir el miedo al delito, así como una colaboración más estrecha entre las autoridades policiales y la comunidad criminológica. Igualmente, se recomienda la participación de criminólogos cualificados en la elaboración de encuestas de victimización en nuestro país.